jueves, 7 de abril de 2011

I Jornadas FOTODOC


Esta mañana, en la Facultad de Ciencias de la Documentación de la Universidad Complutense de Madrid, se han celebrado las I JORNADAS FOTODOC, con el tema FOTOPERIODISMO DE ACCIÓN. La dirección y moderación de las mismas ha sido realizada por Juan Miguel Sánchez Vigil y en el Comité Organizador han contado con la colaboración de la revista ARTE FOTOGRÁFICO.


La jornada, dirigida a los estudiantes de la universidad y tal vez futuros fotoperiodistas, ha estado dividida en dos sesiones, en la primera de las cuales han intervenido como ponentes, Diego Caballo, presidente de la ANIGP-TV y vocal de la APM, quien en su intervención ha recordado la importancia que tiene el sentimiento a la hora de realizar o de mirar una imagen. Según sus propias palabras, una buena foto debe informar, impactar y emocionar. En un momento posterior Diego ha realizado una reflexión sobre la manipulación de las imágenes y las distintas formas en que se lleva a cabo.


Antonio Cabello, director de la revista Arte Fotográfico, publicación monográfica dedicada a la imagen, ha presentado el último número publicado y que precisamente estaba dedicada al tema de las jornadas. También ha hablado del funcionamiento de la revista, que se nutre de fotógrafos internacionales para poder mostrar los temas elegidos para su publicación desde distintos puntos de vista, y de como tratan de encontrar fotografías que hablen por si mismas, sin necesidad de apoyarse en un pie de foto.


Daniel Caballo, de la Agencia EFE, ha centrado su intervención en la fotografía informativa, en los grandes desastres y su vinculación con la ética. Su presentación se ha realizado con imágenes de atentados del 11-S, el 11-M y el 7-S, mostrando los diferentes tratamientos que se dieron en los medios de estos hechos. La cuestión planteada es, que una fotografía informa mejor si no se centra en el lado negativo de lo ocurrido y da una visión más amplia y por tanto más real. También se trata de la necesidad o no de mostrar las imágenes más crudas de un acontecimiento, o si por el contrario es suficiente desarrollar el tema de un modo más sutil.


El último invitado de la primera parte, y el más deseado por todos los presentes, ha sido Walter Astrada, fotoperiodista argentino radicado en Madrid, y cuyos trabajos han sido galardonados en repetidas ocasiones. Walter difiere del anterior ponente en el hecho de que no se deban publicar determinadas fotos porque puedan herir la sensibilidad de algunos espectadores, aunque aboga por el respeto a la intimidad de quienes no desean aparecer en las imágenes. Enseñar la realidad puede ser duro, pero lo realmente duro son los hechos que se enseñan. Tras mostrar algunos de sus trabajos ha comentado la dificultad de realizar fotografías actualmente y las restricciones de acceso que tienen los periodistas en determinadas zonas de conflicto.


Tras un pequeño debate en el que los asistentes han podido realizar preguntas a los miembros de la mesa y una breve pausa, se ha reanudado la jornada. En la segunda sesión han intervenido, el profesor Juan Carlos Marcos Recio, quién ha hablado de la fotografía en publicidad y de cómo a veces la diferencia entre ésta y la de otros campos como pueda ser el de la fotografía de acción se diluye. En la presentación ha mostrado imágenes de Oliverio Toscani, de las realizadas cuando trabajaba para la firma Beneton y que en su momento fueron motivo de polémica por su presunta falta de ética.


Antonia Salvador Benítez ha hablado de Fotos explosivas, memoria del horror; y María Olivera Zaldua de Los últimos conflictos, resaltando la importancia de los datos que acompañan a una imagen a la hora de documentarla. Las intervenciones han sido cerradas con la participación del propio Juan Miguel Sánchez Vigil, que ha subrayado la importancia de las Agencias y Fototecas, o como el lo denomina, “el refugio”.


Tras los debates hemos podido ver la exposición “El té de Daila. Un viaje fotográfico literario por los campos de refugiados saharauis” con fotografías realizadas por Pedro Carrillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario